PASO A PASO

Ethicameat crece a partir de una muestra de tejido celular del animal, evitando su sacrificio. Mediante el crecimiento del tejido muscular del animal obtenemos un producto cárnico sin modificación genética y con 0% de grasa.

Cómo se obtiene Ethicameat

La base del sistema se encuentra en la medicina regenerativa. Si se puede regenerar piel y órganos a partir de una muestra de tejidos, en el campo de la carne cultivada se puede desarrollar un órgano vivo a partir de células de músculo animal.

Muestra de carne

El proceso se basa en la extracción en condiciones óptimas de células del músculo del animal. No se daña en ningún caso al animal y se evita su sacrificio. Las células extraídas de un cerdo en un año pueden producir lo mismo que 400 cerdos.

Reproducción

Esa extracción celular, se sitúa en un ambiente controlado de humedad y temperatura para que sigan formando tejido a través de un proceso natural de proliferación celular. Para Ethicameat las condiciones naturales de crecimiento son esenciales, sin alteración genética alguna.

Crecimiento

De manera dinámica, las células crecen rápido mediante nutrientes naturales, temperatura a 37 grados y atmosfera adecuada. El resultado final es una masa muscular de alto contenido proteínico y libre de grasas si así se desea.

Elaboración

El producto resultante del proceso anterior no está aún dirigido al consumidor final, sino a la industria de procesado de carne. La masa muscular obtenida puede procesarse en multitud de productos de venta al consumidor: lonchas de jamón, hamburguesas, salchichas, nuggets. Aunque siempre respetuosas con la vida de los animales, sostenibles con el medio ambiente y bajo un proceso natural